Por: Jesús Amador

Chetumal.- Luego de pasar tres años en la «congeladora política» Filiberto Martínez Méndez volvió a ser reactivado, desde hace unos días es el coordinador general de los candidatos a diputados locales de la alianza PAN-PRD.

Seguramente quienes pensaban que el ex alcalde de Solidaridad y ex diputado en la XIV legislatura estaba «muerto» habrán pegado el grito al cielo al enterarse de la encomienda que recibió por parte de la «plana mayor» del gobierno del cambio.

A pesar que fue uno los primeros y principales operadores políticos priistas que apoyaron a Carlos Joaquín desde la precampaña (2014), Martínez Méndez fue relegado al inicio de la administración estatal y se presume que todo se debió al enfrentamiento que tuvo con otras personas cercanas al mandatario estatal.

Pasaron más de tres años para que citado político recibiera una oportunidad de Carlos Joaquín, una donde se requiere capacidad, experiencia, pero sobre todo, de confianza, la cual parece que el buen fili ya la recuperó de cuando menos del mandatario estatal y de los dirigentes de los partidos políticos arriba mencionados.

De no entregar buenas cuentas, Filiberto Martínez corre el riesgo de formar parte del staff de «cadáveres políticos de Cj», en el cual por cierto, ya tiene muchas calaveritas.

Pero si hace un trabajo más que aceptable, el oriundo de Chiapas se ganaría un lugar en la alta burocracia quintanarroense, la cual aqueja de un buen operador político ante la incapacidad que ha mostrado el aún secretario de gobierno, Francisco López Mena.

Será que Filiberto Martínez aproveche la oportunidad?

Tiempo al tiempo…

1 Comentario

Deja un comentario