Por: Jesús Amador

Chetumal.- Sin lugar a dudas que la renuncia de Nivardo Mena al PT y su adhesión al PRD es un movimiento que tendrá repercusiones en la política quintanarroense en los próximos años y aun cuando la primicia es trabajar para el 2022, seguramente veremos efectos inmediatos en la elección de junio próximo.

Con su evento celebrado la mañana de hoy en Cancún, el presidente municipal de Lázaro Cárdenas atrajo los reflectores políticos de Quintana Roo y lo hizo bajo su peculiar estilo de prometer encabezar una lucha por todos los sectores sociales que radican en los once municipios, tal como lo viene haciendo desde hace varios meses a través de su Asociación Civil.

A pesar de radicar y presidir unos de los municipios más pobres de Quintana Roo, Nivardo Mena deja constancia de poseer un olfato político a la altura de las circunstancias que exigen el actual panorama estatal, que le ha permitido colocar su nombre entre los nuevos rostros de políticos locales a seguir.

Es obvio que el evento de hoy fue para formalizar la inclusión de Nivardo Mena al PRD, pero también sirvió para observar los alcances de la negociación hecha por Julián Ricalde Magaña para fortalecer la candidatura de su sobrina, Atenea Gómez Ricalde, quien es la abanderada del PRD a la diputación del primer distrito electoral.

Sin duda fue una jugada maestra del «bigoton» quien hizo valer su condición de líder de la tribu ADN (Alternativa Democrática Nacional) perredista para convencer la incorporación de Nivardo Mena, porque le permitirá obtener ganancias inmediatas. Ahora su sobrina no sólo contará con el respaldo político, económico y social de Nivardo Mena, sino que con tal negociación desbarató la estrategia que traía el morenista. Edgar Gasca Arceo, quien daba por descontado el respaldo del ex petista en citado municipio.

La exclusión de Nivardo en el PT representa un golpe demoledor para Edgar Gasca, porque a pesar de contar con la franquicia de Morena y la figura de AMLO, luchara contra dinastías familiares tanto de Isla Mujeres como de Lázaro Cárdenas.

Entonces, quién habrá sido el autor intelectual de la excelsa carambola ejecutada en la zona norte de Quintana Roo?

Tiempo al tiempo…

Deja un comentario