Por: Jesús Amador

Chetumal.- Recién empezó la “pretemporada” del proceso electoral en Quintana Roo y los tres principales equipos nos han demostrado que abrieron la cartera para hacerse de los servicios de los mejores prospectos para afrontar y ganar los comicios el próximo primero de julio.

Salvo la mejor opinión de cada uno de los amables lectores, me tomaré el atrevimiento de analizar las contrataciones más llamativas de las tres alianzas:
Morena-PT y PES, bajo el mote de “Juntos Haremos Historia”, su mejor adquisición hasta ahora es Gregorio Sánchez Martínez, quien en todas las encuestas lo dan como el mejor posicionado para ser senador de la República.

Mara Lezama, la colega comunicadora y que será la candidata a la presidencia municipal de Benito Juárez, se irgue como la segunda mejor contratación del tema de Andrés Manuel López Obrador en Quintana Roo.

Arturo Castro, un viejo conocido de la vida política quintanarroense, es una de las cartas fuertes incorporadas a Morena en el municipio de Solidaridad y junto a Laura Beristain, jugarán un papel preponderante para que AMLO triunfe en Playa del Carmen.

El empresario restaurantero, Germán Gallegos es sin duda otro de los valiosos jugadores que llegaron al team morenista y ya sea a través de la alcaldía de Tulum o diputación federal por el primer distrito, dará mucho de qué hablar.

El ex petista y eterno político de izquierda, Rivelino Valdivia Villaseca representa el “pistón” que necesita el equipo en Bacalar para trascender.

Por Quintana Roo al Frente, integrada por PAN-PRD-MC, no hizo grandes contrataciones, pero puso en su alineación a jugadores que en el 2016 ayudaron al triunfo de Carlos Joaquín González, como el propio Julián Ricalde Magaña, quien desde la segunda formula al senado buscará inyectar los votos necesarios para alcanzar el triunfo.

La panista Mayuli Martínez Simón es la afortunada de dirigir los destino de este equipo y desde ahora se da por descontado que como titular de la primera formula tiene seguro un lugar en el senado, aunque sea como primera minoría.

El aun alcalde de Othón P. Blanco, Luis Torres Llanes, también figura entre los jugadores titulares del equipo azul-amarillo-naranja, a tal grado que partirá como el rival a vencer en la diputación federal en el II distrito electoral, donde se enfrentará a la combativa priista, Cora Amalia Castilla Madrid.

El diputado local, Fernando Zelaya, se presenta como la revelación del equipo blanquiazul y por ende se ganó a pulso su ascenso la candidatura a la alcaldía capitalina, desde donde buscará contribuir a la causa.

Mientras que al equipo de la alianza integrada por PRI-PVEM-PANAL –Por Quintana Roo-será guiado por mujeres, las dos diputadas locales, Leslie Hendricks Rubio y Candy Ayuso Achach, quienes como candidatas a diputadas federales por el primer y cuarto distrito electoral, respectivamente, deberán lograr que el tricolor vuelva a ser protagonista.

A la par con las antes mencionadas, el PRI hizo la contratación “bomba” del torneo en Cozumel con Pedro Joaquín JR, quien no sólo garantiza el triunfo municipal sino que otorga al diezmado equipo tricolor unos gramos de confiabilidad que tanta falta les hace.

La alcaldesa de FCP, Paoly Perera, sigue siendo una bocanada de oxigeno puro al desgastado equipo y conserva la estafeta como la mejor prospecto en la zona maya, para ahora y el futuro inmediato.

Lo mismo ocurre con Remberto Estrada Barba, quien conserva Cancún como la tierra fértil para el equipo verde-rojo.

Y por último, quizá la contratación menos llamativa porque ha sido un jugador ajeno a los reflectores, pero el aliancista Erick Borges Yam, dará mucho de qué hablar en el municipio de José María Morelos.

En el transcurso de los próximos días nombres vendrán e irán, pero hasta ahora los arriba mencionados son los que ya estamparon la firma y están más que listos para saltar al terreno de juego y defender los colores del equipo que los contrató.

Tiempo al tiempo…

DEJA UNA RESPUESTA

dieciocho − 17 =