* La Senadora por el Estado de Quintana Roo sometió a la consideración de la Cámara Alta una iniciativa que buscará terminar con los problemas que generan la subcontratación y el outsourcing, garantizando el derecho de los trabajadores a un empleo digno

CDMX.- Marybel Villegas Canché, Senadora por el Estado de Quintana Roo, tomó la palabra en la Tribuna de la Cámara Alta para someter a la consideración de la Honorable Asamblea, la iniciativa con proyecto de decreto por el que se reforma el Artículo 15-C de la Ley Federal del Trabajo.

Durante su discurso expresó: “Todas las personas tenemos derecho a un empleo, empleo que permita conseguir el equilibrio y la justicia social que tanto le hacen falta al país.

Tenemos derecho a un empleo libre y digno en el que se asegure la vida, la salud y un nivel económico con el que pueda vivir una persona y su familia, un empleo en el que la persona crezca, se capacite y se promueva la mejora continua, para que así pueda mejorar continuamente el país también.

En Quintana Roo hay miles de personas de todo el país que llegan con la esperanza de conseguir un mejor empleo, recibimos gente de Veracruz, Tabasco, Yucatán, Campeche y de varios Estados del país, pero también, tenemos empresas nacionales e internacionales, y dueños de estas empresas a las que no les importan las personas, pero si les importa llenar sus bolsillos de dinero.

Bajo este contexto, surge otro problema laboral vinculado a la subcontratación y el outsourcing, o como las conocemos en Quintana Roo: “Las pagadoras”.

Esta modalidad se está convirtiendo en un grave problema para nuestro país y para los quintanarroenses, porque permite empleos sin que las compañías se responsabilicen por los trabajadores. Esto genera conductas imperdonables que dañan gravemente a quienes buscan trabajar para tener un mejor presente y un futuro más próspero.

Conozco de cerca la situación que se vive porque, desafortunadamente, Quintana Roo es uno de los Estados en los que se concentra el mayor número de trabajadores contratados por una firma outsourcing y se estima que en la Zona Norte hay casi medio millón de empleados que reciben su salario a través de terceros.

Esto ocasiona abusos y despidos masivos de trabajadores, pero sobre todo los deja indefensos, pues prefieren tener un empleo en el que se abuse de
ellos a no tener nada; abusos como los que sufrió una persona que se acercó conmigo, para platicarme que le exigían firmar su renuncia al momento de formalizar su contrato.

Esto da mucho de qué hablar sobre este tipo de contrataciones, porque deshumaniza a las personas, tratándolas como monedas de cambio y restringiendo los derechos laborales de los trabajadores.

Este tipo de contratos, si le va bien al trabajador, otorgan:

* Acceso a un crédito sumamente bajo del Infonavit
* Afore mínimo para su retiro
* Falta de seguridad social
* Un mínimo de antigüedad
* Ningún reparto de utilidades
* Aguinaldos de sueldo mínimo
* Liquidación o finiquitos de sueldo mínimo
* Falta de estabilidad en el empleo

No podemos permitir que, en México, ni en Quintana Roo, estado que genera 1 de cada 3 dólares para el país por el turismo, existan abusos para las personas que generan que la economía del país mejore, no podemos permitir que trabajadores de hoteles de lujo que reciben a los turistas, tengan que fingir una sonrisa mientras están preocupados porque no tienen para la escuela de sus hijos o para llevar de comer a la casa.

No podemos seguir permitiendo que los que más tienen abusen de los más pobres, es por ello que, en mérito de lo anteriormente fundado y motivado, someto a la consideración de esta Honorable Asamblea, la siguiente iniciativa con proyecto de decreto por el que se reforma el Artículo 15-C de la Ley Federal del trabajo, para quedar como sigue:

“La empresa contratante de los servicios deberá cerciorarse permanentemente que la empresa contratista, cumple con las disposiciones aplicables en materia de seguridad, salud y medio ambiente en el trabajo, respecto de los trabajadores de esta última, así como con las certificaciones establecidas en las normas que regulan el funcionamiento de empresas subcontratistas y sus beneficiarios.”.

La Senadora invitó a sus compañeras y compañeros Senadores a que apoyen esta iniciativa, a que juntos puedan cambiar la realidad de los trabajadores mexicanos, que buscan mejores oportunidades de vida y más esperanza para sus familias.

Al terminar su participación, puntualizó que existe pendiente desde el 2016 un proyecto de Norma Oficial Mexicana que establece los lineamientos, prácticas y acciones para fomentar el cumplimiento del marco normativo aplicable a las Empresas de Subcontratación y Tercerización, emitido por la Secretaría de Economía, por lo cual la próxima semana presentará un Punto de Acuerdo, para exhortar a la Secretaría de Economía a que expida la Norma Oficial Mexicana referida.

Deja un comentario