Por: Jesús Amador

Chetumal.- De entrada, para la mayoría de los quintanarroenses y expertos en la materia, ninguno de los abogados que integran la terna enviada por el gobernador Carlos Joaquín González son viables para ser magistrado del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), pero qué dirán al respecto los diputados de la XVI Legislatura, en especial los integrantes de la Comisión de Justicia. Cuál será la postura que adopte el magistrado-presidente del TSJ de Quintana Roo, José Antonio León Ruíz, defenderá la legalidad o apoyará como siempre los intereses políticos del actual gobierno?

La semana pasada, y cumpliendo con lo establecido en la Ley, el titular del Poder Ejecutivo propuso a su homólogo Legislativo a Karla Rivero, Heyden Cebada y Jesús Villalobos como aspirantes a ocupar la vacante de magistrado que dejó Fidel Villanueva en el Poder Judicial. Los tres son profesionales del derecho y cumplen con el requisito para ocupar la honrosa posición de impartir justicia a los quintanarroenses, pero también los tres fungieron como burócratas de primer nivel en los últimos meses y días (Heyden Cebada fue síndico municipal en Cancún; Karla Rivero, directora de la Comisión Ejecutiva para la Atención de Víctimas en Quintana Roo y Jesús Villalobos, consejero jurídico del gobierno estatal), y por ende, cuestionables para incorporarse al Poder Judicial.

Tal acto de incongruencia (funcionarios públicos) fortalece la inconformidad expresada por el presidente de la Asociación Nacional de Abogados de Empresa, sección Quintana Roo, Francisco Colunga Becerril, quien aseguró que ninguno de la terna seleccionada por Carlos Joaquín tiene la esencia para integrarse a la máxima esfera del Poder Judicial, porque los tres no cuenta con formación judicial y experiencia como juzgador.

Insistimos, ¿habrá algún diputado de la actual legislatura, principalmente del bloque «lopezobradorista» (Morena-PVE-PT) que exprese públicamente su desacuerdo con la terna enviada por el gobernador, Carlos Joaquín?

¿ Qué dirá al respecto el magistrado-presidente del TSJ de Quintana Roo, José Antonio León Ruíz, defenderá la autonomía y legalidad del Poder Judicial, o aplaudirá como, siempre lo ha hecho, las acciones de Carlos Joaquín y permitirá la llegada de un magistrado «patito»?

Lo que menos esperamos los quintanarroenses de León Ruíz es que defienda a ultranza la honorabilidad del máximo órgano de impartición de justicia que tenemos, que pugne por la llegada de magistrados con probada trayectoria en el oficio y no recomendados políticos. Porque de lo contrario, estaría dando señales que todos los millones de pesos invertidos para implementar la carrera judicial en Quintana Roo únicamente fue uno más de los grandes negocios que se dan al amparo del poder.

Tiempo al tiempo…

Deja un comentario