Por: Jesús Amador

Chetumal.- Tal parece ser que la presidenta municipal de Solidaridad, Laura Beristain Navarrete, considerada hasta hace unos días como una de las más rebelde de Quintana Roo y de las principales críticas al gobierno de Carlos Joaquín González, cambió de estrategia para mantener vivas sus esperanzas de alcanzar la reelección.

Desde ayer, esa mujer quien creyó que por llegar con la 4T estaba plenamente legitimada y podria actuar como niña Montessori, sin seguir ninguna norma ni cortesía política, desafiando al poder estatal en temas como seguridad pública, las concesiones del sargazo y una serie de programas en los que no permitió entrar al gobierno del estado, dio un giro de 180 grados con su trato hacia el gobernador Carlos Joaquín.

Vale recordar que desde que asumió la presidencia municipal en el 2018, Laura desdeño la investidura del gobernador y las descortesías políticas han sido la costante durante estos dos años de gestión, incluso hace un año declaró que el gobierno de Quintana Roo le dio «golpe de estado» al imponer el mando único en Seguridad Pública, que ya estaba en operación en los demás municipios desde al menos seis meses antes, mientras ella lo impedía en Solidaridad.

Ese no fue el único desacuerdo entre Beristain y el gobierno de Carlos Joaquín, aunque si el más significativo. Desde su toma de protesta acusó operación estatal y al propio gobernador de causar caos y desorden entre su cabildo. Ni la intervención en dos ocasiones del presidente, Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aplacó a la engallada Beristain.

Sin coordinación con el estado durante dos años, ahora de manera sorpresiva o con alevosía y ventaja la alcaldesa Laura Beristain hace espectaculares declaraciones muy favorables para el gobernador Carlos Joaquín con motivo de su IV informe, a través de un comunicado oficial lo llena de elogios grandilocuentes como ninguna otra figura política en el estado.

¿Será que Laura Beristain ya se dio cuenta que la amenaza de juicio político que impulsa el Partido Acción Nacional (PAN) es solo una advertencia de lo que puede ocurrirle el próximo año?

¿Y dónde quedó su lealtad hacia el hoy Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), a quien le debe la presidencia?

O quizá el terror la invade porque ya sabe que sus mega obras: La remodelación de la 5ta avenida y el parque Fundadores no estarán lista en tiempo y seguramente, el próximo alcalde y la función pública, la sienten en la silla de los acusados.

No cabe duda que si siembras vientos debes preparate para cosechar tempestades.

Tiempo al tiempo…

Deja un comentario